Proverbios 1:28 NVI

21 enero 2016

“Entonces me llamarán, pero no les responderé; me buscarán, pero no me encontrarán”. Proverbios 1:28 NVI

Para entender este pequeño versículo suelto y no caer en los clásicos costumbrismos evangélicos de fabricar doctrinas a partir de un solo versículo, hay que recordar que este proverbio viene hablando de aquellos que, por seguir sus propias sabidurías humanísticas, intelectuales o filosóficas, desoyen, soslayan y hasta desprecian la sabiduría divina.

Llegará un momento, dice el Señor, que la gran crisis caerá sobre sus espaldas y se encontrarán con la novedad de que sus sabidurías terrenales no les resultan suficientes para encontrar soluciones.

Entonces levantarán sus ojos al cielo y buscarán al Dios en el cual habían elegido no creer ni confiar.

Aquí será donde, por lógica consecuencia y no por venganza o desquite, ellos llamarán y no tendrán respuesta, buscarán y no hallarán a nadie.

¿Por qué?

Porque el pecado aleja la presencia de Dios.

Que se sepa, se entienda, se crea y se ponga por obra.


Amén.

0 comentarios:

Publicar un comentario

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...
 

Copyright © 2000-2016 d.C. Iglesia Cristiana El Remanente